Menú

Una decisión de Trump para marcar una época

En el Tribunal Supremo de EEUU habrá cuatro jueces escorados a la izquierda y cinco a la derecha, sin una figura que bascule de un lado a otro.

0
El juez Neil Gorsuch | Wikipedia

El éxito más indiscutible de la Administración Trump es la elección de Neil Gorsuch como sustituto de Antonin Scalia en el Tribunal Supremo. La mayoría republicana en el Senado bloqueó la elección de Merrick Garland hasta la celebración de las elecciones de 2016, y el sucesor de Obama, Donald Trump, ha podido designar a Gorsuch, que fue ratificado por el Senado sin mayor problema.

Donald Trump tiene ahora una nueva oportunidad de elegir a un juez del Supremo, yafianzar de este modo la trémula mayoría conservadora en la institución. Una mayoría vacilante en parte por la posición que ocupaba el juez Anthony Kennedy, que ahora se retira. Aunque ha sido liberal (en el sentido europeo) en la mayoría de sus decisiones, en las más importantes ha votado con la izquierda.

El presidente Trump ya tiene candidato para suceder a Scalia. Se trata de Brett Kavanaugh. Según el baremo de tres politólogos, Kavanaugh sería tan conservador como Clarence Thomas. "El presidente me ha presentado como el juez Kavanaugh, pero para mí ese título siempre pertenecerá a mi madre". Estas palabras del candidato se refieren a una mujer que comenzó a trabajar de profesora en barrios de mayoría negra en la capital, mientras se formaba como jurista para dar el salto a la judicatura. Su padre también es jurista. Doctor en Derecho por Yale, ha trabajado junto a Kennedy y fue contratado por Elena Kagan (otra juez del Supremo, propuesta por Barack Obama) para que diese clases de Derecho en Harvard. Le describen como un hombre trabajador y honesto.

¿Quieres leer el artículo completo?

Y de paso navegar sin publicidad
HAZTE SOCIO