Menú
Gloria Lago

El bilingüismo obligatorio no es la solución

A la cabeza en exclusión del español está Galicia. A eso habría que aplicarle el término favorito de Feijóo: "bilingüismo cordial".

A la cabeza en exclusión del español está Galicia. A eso habría que aplicarle el término favorito de Feijóo: "bilingüismo cordial".
El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo | EFE

Quienes nos oponemos a la inmersión lingüística total obligatoria en la enseñanza, proponemos, básicamente, dos soluciones diferentes al problema: la aplicación de porcentajes de horas o asignaturas en cada lengua, o que sean las familias las que elijan la lengua vehicular de las asignaturas. En Hablamos Español estamos a favor de la elección de lengua. Si bien nos parece conveniente que también exista una línea con el 50 % en cada idioma donde esto sea posible, una opción que, probablemente, tendría bastante aceptación en Cataluña, creemos que se debe ofrecer como una alternativa a la educación plena en la lengua materna o en la elegida por la familia, pero no como una imposición.

Estudiar con varias lenguas como vehiculares puede, en muchos casos, ralentizar el aprendizaje, e implica dejar de adquirir terminología y vocabulario específico en la lengua materna o prioritaria para esa familia. Por otra parte, no debemos olvidar que las horas que se dedican en las comunidades con lengua regional al estudio de la otra lengua cooficial como asignatura, suelen emplearse en las demás comunidades de España para reforzar Lengua, Matemáticas o Lengua extranjera. Esto supone un peaje que creemos necesario para que el alumnado conozca la otra lengua de su comunidad, pero suficiente para desenvolverse en ella, si lo que se prefiere es estudiar en español.

¿Quieres ?

Y de paso navegar sin publicidad
HAZTE SOCIO