Menú

‘Viaje a España’, el orientalismo a bajo coste de Teófilo Gautier

Gautier, como Picasso, no busca, encuentra, y todo lo que espera hallar está en el Sur.

0
Teófilo Gautier | Felix Nadar - Wikipedia

En los inicios de los años 60, Manuel Fraga Iribarne, ministro de Información y Turismo, lanzó el célebre lema "Spain is different!", que venía a dar continuidad a una campaña anterior, lanzada durante la posguerra, bajo el escueto rótulo "Visit Spain". Las dos iniciativas, encaminadas a recibir turistas y divisas, dan buena cuenta de hasta qué punto, una vez eclipsada Alemania, el régimen franquista se tiñó de una anglofilia o, por mejor decir, de un atlantismo que quedó sellado –a través de diversos acuerdos– a principios de la década de los 50. Apoyadas en la cartelística, disciplina que en España contaba con una gran tradición, las campañas explotaron los viejos tópicos iconográficos españoles, si bien la segunda de ellas añadió sol y playas a las ya habituales estampas de toreros y vírgenes. El imaginario que quedó atrapado en el papel publicitario no era en absoluto novedoso, pues durante el siglo anterior España recibió un verdadero aluvión de viajeros, llamados "impertinentes", que, aureolados de romanticismo, contribuyeron a consolidar la imagen de una nación excepcional por exótica. Tanto como para que a Juan Valera le llegaran a preguntar si en España se cazaban leones.

¿Quieres leer el artículo completo?

Y de paso navegar sin publicidad
HAZTE SOCIO