Menú
Iván Vélez

Apuntes sobre Antonio de Mendoza, primer virrey de la Nueva España

El Comendador de Socuéllamos actuó en el Nuevo Mundo como un verdadero pacificador dentro de un ambiente caracterizado por el desorden.

Iván Vélez
0
Iván Vélez - Apuntes sobre Antonio de Mendoza, primer virrey de la Nueva España
Antonio de Mendoza y Pacheco | Wikipedia

La acomplejada actitud del Gobierno socialista, continuadora de la total imprevisión del precedente, en relación a los fastos conmemorativos de la llegada de Cortés y sus compañeros a las playas donde se fundó Veracruz augura un comportamiento similar en relación a otras grandes figuras no ya de la conquista, sino de la pacificación, es decir, de la implantación del orden hispánico en el Nuevo Mundo. A esta posibilidad se expone una figura íntimamente relacionada con el de Medellín, el primer virrey de la Nueva España, Antonio de Mendoza, cuya figura y trayectoria esbozaremos morosamente, apoyándonos en la obra de Francisco Javier Escudero Buendía Antonio de Mendoza. Comendador de la Villa de Socuéllamos y primer virrey de la Nueva España (Toledo 2003).

Afirma Escudero, apoyado en un más que notable aparato documental, que el que llegara a constituir el canon virreinal nació en Mondéjar, que no en Granada, en torno a 1490. Hijo del Gran Tendilla, Íñigo López de Mendoza, Antonio creció en el seno de una poderosísima familia cuyos estados se fueron desplazando hacia el sur al ritmo de la Reconquista. De Álava, los Mendoza pasaron a Guadalajara para terminar, en palabras de Pedro Mártir de Anglería, tutor de nuestro Antonio, en el "rincón del rincón", es decir, en la capital del conquistado reino nazarí. Fue en Granada donde comenzó la verdadera formación política de Antonio de Mendoza, que creció dentro de una sociedad tenuemente cristianizada. De hecho, el joven, que acaso sabía hablar árabe o algarabía, del mismo modo que lo hacía su hermano Diego Hurtado de Mendoza, vestía a la usanza morisca, como se puede comprobar en una carta que su hermano Luis recibió cuando Antonio se disponía a partir hacia la casa del Marqués de Denia para completar sus estudios:

¿Quieres leer el artículo completo?

Y de paso navegar sin publicidad
HAZTE SOCIO