Menú
Mauricio Rojas

Auge y caída de la izquierda latinoamericana

La influencia chavista radicalizó a la vieja izquierda, impulsó el surgimiento de una nueva izquierda rupturista y fomentó un clima político fuertemente confrontativo.

Mauricio Rojas
0
La influencia chavista radicalizó a la vieja izquierda, impulsó el surgimiento de una nueva izquierda rupturista y fomentó un clima político fuertemente confrontativo.
Nicolás Maduro | Archivo

Hace diez años, la izquierda latinoamericana se encontraba en su zénit histórico: nunca había sido tan influyente ni controlado tantos Gobiernos. Hugo Chávez en Venezuela, Lula da Silva en Brasil, Cristina Kirchner en Argentina, Rafael Correa en Ecuador, Michelle Bachelet en Chile, Daniel Ortega en Nicaragua, Evo Morales en Bolivia, Alan García en Perú, Tabaré Vázquez en Uruguay, Mauricio Funes en El Salvador y Fidel Castro en Cuba formaban parte de una extensa familia política, en gran parte agrupada en el Foro de São Paulo, que parecía invencible. Pocos habrían podido imaginar en ese tiempo su total descalabro pocos años después y su agónico momento actual.

El fin del superciclo exportador de materias primas, con sus ingentes recursos, marcó el inicio de su abrupto final o su rápida evolución, como en Venezuela, hacia formas abiertamente dictatoriales. Sin contar con ese abundante maná del cielo y el generoso impulso de los petrodólares venezolanos, la saga populista de la izquierda y su capacidad de ganar elecciones llegaron a su fin en los bastiones más significativos de la izquierda latinoamericana. Con ello, se cerraba la fase ascendente del ciclo izquierdista iniciada con la victoria de Hugo Chávez en la elección presidencial de diciembre de 1998.

¿Quieres leer el artículo completo?

Y de paso navegar sin publicidad
HAZTE SOCIO