Menú
Agapito Maestre

Libertad y desigualdad: Paulino Garagorri, un señor Liberal

Porque su liberalismo no es de pacotilla, sino discreto, o sea sabio, está hoy más vivo que ayer.

Porque su liberalismo no es de pacotilla, sino discreto, o sea sabio, está hoy más vivo que ayer.
Intelectuales españoles de posguerra. Entre ellos, sentado a la derecha de la imagen, Paulino Garagorri. | archivo

Paulino Garagorri, don Paulino para sus muchos alumnos y seguidores en la vieja Facultad de Ciencias Políticas de la Complutense, fue un filósofo español nacido en 1916, en San Sebastián, y fallecido en Madrid en el 2006. Fue un catedrático sin cátedra. Su obra y vida responden con exactitud a los ideales y formas de conducta de un señor liberal. Un hombre civilizado y civilizador. Un Señor. Porque su liberalismo no es de pacotilla, sino discreto, o sea sabio, está hoy más vivo que ayer. Su crítica a los falsos liberales, a esos doctrinarios de dogmática rigidez, incapaces de prestar atención a los argumentos de sus adversarios hasta integrarlos en la suya, es aún más actual que en su tiempo o, mejor dicho, en los tiempos de las diferentes etapas del Franquismo, la Transición y el Felipismo sociata. Fue un intelectual liberal, un hombre de letras, que cuestionó la dictadura y preparó, como pocos, la llegada de la democracia. Impulsó proyectos culturales como la editorial Alianza, junto a José Ortega Spottorno, la revista cinematográfica Objetivos, al lado de Juan Antonio Bardem y Ricardo Muñoz Suay. También estuvo en los orígenes de El País y, cuando sus amigos "liberales" se entregaron al poder del dinero socialista, lo abandonó.

¿Quieres leer el artículo completo?

Y de paso navegar sin publicidad
HAZTE SOCIO