Menú
Marcel Gascón Barberá

Trump el heterodoxo y el avispero afgano

El presidente de EEUU trabaja para resolver los problemas sin las manos atadas por las convenciones, el apego a su reputación y la costumbre.

Marcel Gascón Barberá
0
El presidente de EEUU trabaja para resolver los problemas sin las manos atadas por las convenciones, el apego a su reputación y la costumbre.
López Obrador y Trump, en Washington. | EFE

Una de las cosas buenas que perderemos si Joe Biden y su recién elegida candidata a vicepresidenta, Kamala Harris, le ganan a Trump el 3 de noviembre será tener en el cargo más importante del mundo a alguien que trabaja para resolver los problemas sin las manos atadas por las convenciones, el apego a su reputación y la costumbre.

Tomemos, por ejemplo, la forma en la que Trump resolvió una de las crisis migratorias con México. En el mes de junio del año pasado, el vecino del sur estaba permitiendo que un gran número de inmigrantes ilegales entraran a Estados Unidos a través de la frontera común. La reacción habitual de los políticos a este tipo de fenómenos es ‘exigir’ medidas con gesto grave, o entablar negociaciones que solo dependen de la buena voluntad de la parte que puede solucionar el problema. Tanto la denuncia retórica como las conversaciones se saldan normalmente con una respuesta cosmética del Gobierno interpelado, que no tiene ningún incentivo para cambiar de actitud y al poco tiempo vuelve a incurrir en unas prácticas lesivas que nunca había desterrado del todo.

¿Quieres leer el artículo completo?

Y de paso navegar sin publicidad
HAZTE SOCIO